Seleccionar página

¿Trabajas hasta muy tarde y apenas tienes un par de horas para compartir con tu familia? ¿sientes cansancio y fatiga? ¿no realizas tus tres comidas por exceso de trabajo? ¿tienes cansancio y fatiga aún después de descansar? De acuerdo con cifras de la Organización Mundial de la Salud, en 2017 México ocupaba el primer lugar en estrés laboral aún por encima de países como China (73%) y Estados Unidos (59%), las dos economías más grandes del planeta. De acuerdo con la OMS “Una mala organización del trabajo, es decir, el modo en que se definen los puestos y los sistemas de trabajo, y la manera en que se gestionan, pueden provocar estrés laboral”.

El estrés laboral se define como la reacción que tiene el ser humano ante cualquier situación en el trabajo que le genera tensión física o psicológica y puede traer diversas enfermedades. En tanto, el burnout ocasiona desmotivación, agotamiento mental, poca tolerancia a situaciones tensas, poca energía y bajo rendimiento. Se trata de padecimientos cada vez más comunes en los trabajadores de nuestro país al grado de que algunos llegan a cobrar vidas.

Por tal motivo, es importante seguir estas recomendaciones:

Organización en el trabajo

No todas las actividades las debe realizar el dueño. Parte fundamental de la administración de un negocio es realizar las tareas de manera eficiente y delegar responsabilidades a fin de alcanzar una mayor productividad y, por lo tanto, disminuir las situaciones de estrés.

Toma tiempo de calidad para ti

Por más complicado que parezca, debes reservar tiempo para ti todos los días. Realiza una actividad física, lee, camina o bien medita. Es decir, encuentra en tu pasatiempo favorito un momento de relajación que sin duda te ayudará.

Adquiere hábitos saludables

Procura dormir ocho horas y realizar tus tres comidas al día. Si tienes poco tiempo entonces busca que los alimentos que consumas sean sanos, te aporten energía y no dañen tu salud. Algunas veces, por comer cualquier cosa no se piensa que ello tendrá repercusiones muy graves en tu salud.

Cuida tu cuerpo

Busca caminar, correr o realizar algún deporte. Asimismo, evita las malas posturas y si permaneces sentado o parado mucho tiempo, trata de realizar actividades físicas.